omerta14Como Mario Puzo nos enseñó, la Omertà se trata de la ley del silencio dentro del código de honor de la mafia siciliana. Por suerte para nosotros, desde Alcalá de Henares nos llegan unos Omerta que no cumplen con tan sigilosa ley, todo lo contrario, tienen mucho que decir y con “Inertial Inceptión” nos regalan un auténtico cañonazo de cuarenta y cinco minutos de puro metal de muchos quilates.
Luis de Juan
Nota:8/10 

He de reconocer que hasta que cayó en mis manos este “Inertial Inceptión” no había tenido la suerte de escuchar a los Alcalaínos Omerta pues, como he podido averiguar a través de su página de Facebook (www.facebook.com/OmertaMetal), se trata de una banda muy joven, con únicamente dos años de vida y sólo dos demos en el mercado (Act I y Act II) previos al LP que nos ocupa.

El grupo nació allá por el año dos mil doce a modo de cover band del genial disco “Omertà” de la súper banda Adrenaline Mob, ahí es nada; en cualquier caso, y en cuanto escuché las primeras notas del disco, me di cuenta que se trataba de un excelente trabajo.
El disco ha sido grabado al alimón entre los estudios Sadman por Carlos Santos y los estudios Engine Room por Daniel Corregidor, guitarrista de la propia banda, siendo mezclado y masterizado por éste último. De la producción se ha encargado el afamado guitarrista Tony Hernando junto con el propio grupo, lo que nos garantiza un trabajo de calidad donde, evidentemente, las guitarras tienen una gran preponderancia.

Lo primero que destaca del disco es el diseño del art work llevado a cabo por Celia Noguera que, personalmente, me ha encantado. Estilo minimalista muy en consonancia con algunas de las mejores portadas de Dream Theater en el que un péndulo se encuentra suspendido en el centro de una circunferencia de bloques de piedras rectangulares, tal y como si fuera el monumento megalítico de Stonehenge, encontrándose tallado en dos de dichos bloques los números romanos I y II.

Es destacable el detalle de incluir dentro del libreto, a modo de agradecimiento, el nombre de todos los mecenas que, con su dinero, han participado en la financiación del trabajo, pues es de bien nacidos ser agradecidos.Si tuviera que describir este trabajo con una sola palabra ésta sería, sin lugar a dudas, contundencia. Se trata de un disco muy potente, de ritmos rotundos, en el que se mezclan a la perfección los originales riffs y un excelente trabajo de las guitarras, con los vertiginosos ritmos de la batería y una aplastante base rítmica. Muy buen trabajo a nivel vocal de Roberto Galeano, si bien es cierto que debe trabajar más la pronunciación. Asimismo, también merecen ser mencionados los excelentes coros realizados durante todos los temas del disco, siendo los mismos agresivos o dóciles según lo requiera el tema en cuestión.

El plástico se inicia con la potente “Nightmare” que arranca con una armonía de guitarra a modo de introducción de escasamente quince segundos y que desemboca en lo que será una constante a lo largo de todo el disco, esto es, una aplastante base rítmica donde la batería cabalga hacia un ritmo de doble bombo rapidísimo que nos acerca sin remedio al estribillo del tema donde se entremezclan unos brutales coros con otros más melancólicos que hacen el contrapunto a la rasgada voz de Roberto. Se aprecia durante toda la canción la buena labor de las guitarras añadiéndole un solo muy heavy a la mitad del tema de una excelente facturación. Muy buena canción para abrir el disco.

El siguiente tema se trata de “Your game”, canción que fue elegida por el grupo como single así como para realizar el video lyric. El tema se inicia con un riff muy moderno que nos deja un poco descolocados, pues podríamos calificarlo de muy en la onda de Zack Wilde y sus Black Label Society. En cualquier caso, se trata de una canción excelente, muy actual, que acredita que la banda bebe de muchos estilos. A continuación, nos encontramos con “Let it Burn”, canción rapidísima, con pequeños pasajes más contundentes y con un estribillo largo y pegadizo a lo que se añaden unos coros brutales que le dan, aún si cabe, mayor agresividad al tema.

Con “Lust for life” se vuelve a apreciar cierta influencia de las tendencias más actuales en lo que a los ritmos se refiere, siendo éstos cortantes y contundentes. La parte instrumental de la canción es especialmente recomendable, con un fenomenal punteo, de nuevo, muy heavy, y ese “come with me” acompañado de una risa macarra que nos recuerda al mismísimo Lemmy.

“Fear” y “All in” tienen una estructura similar, ambas de corta duración con un inicio muy veloz donde el cuerpo de ambas canciones están plagados de ritmos cortantes y contundentes para finalizar de nuevo con velocidad de crucero. Personalmente, me ha gustado mucho “all in”, siendo un tema muy ágil, con un estribillo muy pegadizo que se te queda grabado.Con “Chains” nos regalan un nuevo trallazo de esos de los que en directo te golpean el pecho, sin concesiones, con un gran trabajo de nuevo a nivel vocal. Destacar la fenomenal parte instrumental del tema donde un pequeño golpe en el ride nos pone en alerta para la tempestad que se avecina.

Sin descanso, aparece “Ego Biased”, rapidísima, como no podía ser de otro modo. Una batería aplastante y unos ritmos de guitarra súper contundentes; un tema que debe de funcionar de lujo sobre las tablas.“Shaman” se trata de otro tema marca de la casa, con riffs pesados y cambios rápidos, con un estribillo pegadizo y muy cañero, con un punteo casi al final del tema muy original y rocanrolero.

“Break the line” es el otro de los temas elegidos por la banda para realizar el segundo de sus vídeo lyric; canción muy en el estilo de lo que Omerta nos ofrece, ritmos actuales y contundentes con estribillo pegadizo, muy buena labor de Roberto en el tema dándole unos matices muy personales, justo lo que pide la canción.

El cd se cierra con “Echoes”, se trata de la canción de mayor duración y una de las más tranquilas del disco. Arranca con una guitarra acústica desembocando en un ritmo a medio tiempo bastante pesado, en este caso, la banda ha optado por unos coros femeninos que le dan un toque muy profundo al tema. A la mitad de la canción, nos encontramos con una parte mucho más rápida y progresiva, que sirve de contrapunto, en el que la voz femenina y masculina se funden para crear una atmósfera bastante melancólica dando paso de nuevo a un riff muy contundente, con coros agresivos tipo Hammerfall y que nos conducen hasta el final del tema en el que, de nuevo, las voces masculina y femenina vuelven a concentrarse y ponen fin a este sobresaliente disco.

Omerta ha sido todo un descubrimiento para el que suscribe y su inaugural “Inertial Inception” una excelente carta de presentación en sociedad. Disco altamente recomendable que augura un futuro prometedor para una banda que, con sólo dos años de existencia, ya ha sido capaz de facturar un trabajo de tanta calidad.

Luis de Juan// @SentenciadeJuan

TEMAS:

  1. Nightmare.

  2. Your game.

  3. Let it Burn.

  4. Lust for life.

  5. Fear.

  6. All in.

  7. Chains.

  8. Ego biased.

  9. Shaman.

  10. Break the line.

  11. Echoes.

www.omerta.es

www.facebook.com/OmertaMetal
www.twitter.com/@Metalomerta