ps13 Los madrileños Perfect Smile nos presentan su nuevo álbum después de numerosos cambios en la formación, manteniendo su personalísimo sonido y aportando como siempre muchos matices en lo letrístico, girando en torno a un concepto que viene definido por el título. Cierto es que su anterior “Mañana puede ser peor” dejó el listón muy alto y que con este disco se pierde el factor sorpresa, pero han sabido ofrecernos de nuevo un buen trabajo.
Toni Marchante
Nota: 7,7/10  

Y es que Perfect Smile siempre se lo han currado mucho tanto en lo musical como en lo conceptual. En este caso, mantienen su filosofía en lo musical con su rock progresivo enrevesado con cambios a veces muy drásticos, pero que saben adaptar a la perfección, a otros estilos que nada tienen que ver con el rock. En cuanto a la temática, gira en torno a modificar los argumentos de muchos de los cuentos que todos conocemos, pero a su estilo, es decir, de forma divertida e irónica.

De su “Mañana puede ser peor” a este “Érase una vez…” han ocurrido muchas cosas, entre otras, numerosos cambios en la banda. Son nuevos en este disco Adrián Martín del Campo al bajo y David Requejado que tiene la difícil tarea de relevar a Nacho Ruíz (quien colabora en uno de los temas de este disco) y lo hace muy bien. Toca las guitarras en este disco Sebas Amengual quien ha abandonado la banda por motivos personales. Por tanto los dos únicos miembros que permanecen en la actualidad y que han estado en los dos discos son el teclista Eduardo Ortiz y el batería Juan Palacios. Este último, al igual que en la primera entrega, es quien se ha hecho cargo del art de la portada.

Con una intro bastante electrónica comienza este nuevo álbum que abre directamente con “Luz del alba” y nos muestra las señas de identidad de esta banda que aun habiendo cambiado de forma sustancial su formación, siguen manteniendo su ideal musical. Los constantes cambios de escenarios, los coros, las incrustaciones musicales (en este caso de ritmos brasileños) y un estribillo resultón, imperan en esta canción, sin llegar a ser excesivamente comercial.

En “Cazadores de brujas” colabora Ronnie Romero y se trata de un corte que incide en sus irónicas letras con el cuento de Hansel y Gretel como temática, enmarcadas en continuos fragmentos de música positivista. “Diamantes y oro” es una curiosa adaptación del cuento de Blancanieves, cambiando su argumento drásticamente y transmitiéndolo como en ellos es habitual, con múltiples cambios y excelente sincronización.

“Un amor de ensueño” comienza como balada pero se convierte en un tema más rápido. Un tema basado fundamentalmente en que dentro del amor se produce dolor. En lo musical se trata de quizás el corte más consistente en tanto en cuanto no presenta tantos cambios. Bonitos coros y buen trabajo en las teclas. En “Cita a ciegas” colabora Zeta de Mago de OZ a la voz. Se trata de un corto a medio tiempo bastante bien orquestado. En este caso nos hacen la variación del cuento de La Bella Durmiente.

En “Ojos negros” participan Patricia Tapia de Khy y Manuel Ibáñez de Medina Azahara. La temática de este corte es bastante divertida, donde nos narran como un vampiro renuncia a la sangre por los refrescos. Durante la canción experimentamos la mezcla del metal con los ritmos latinos

“Un disfraz genial” transcurre en el mundo de Alicia en el País de las Maravillas y cuenta con la colaboración del anterior cantante de la banda Nacho Ruíz, ahora en San Telmo, que nos ofrece junto a David un bonito dueto en uno de los temas posiblemente más heavys del disco.“Inmortal” nos habla de una momia que tras miles de años en su tumba decide salir y nos narra sus dudas y sensaciones ante su nueva situación. Se trata de un corte que luce fundamentalmente en el estribillo.

El disco finaliza con “…un cuento al revés” un extraordinario tema que comienza con gran piano y que nos muestra la variedad de matices que es capaz de ofrecernos David a la voz. Un más propio de un musical, transcurriendo en estilos de big band, con inserciones de far west (con pelea incluida) que quizás se me antoja corto y que podría haberse alargado con referencias a los temas del disco a modo de resumen (aunque esto último es más una apreciación personal).

En definitiva, buen trabajo de nuevo de la banda madrileña que no ha acusado en absoluto las importantes bajas desde su anterior álbum donde hay que destacar la labor de David que tenía una papeleta difícil al sustituir a alguien de la talla de Nacho Ruíz, pero que lo ha hecho sin dejarnos ninguna duda de que quizás su voz sea todavía más apropiada para esta banda. El resto de los componentes siguen funcionando como una máquina, la base rítmica con Juan Palacios y Adrián funciona como un reloj suizo y Sebas está impresionante a las guitarras. Esperemos que encuentren al sustituto adecuado.

Perfect Smile siguen siendo originales, nos siguen ofreciendo la misma fórmula, son divertidos, perspicaces, desde lo más sencillo saben darle un giro para hacerlo complicado e interesante, hacernos pensar. Son de esas bandas que aportan algo más que música, cosa que a día de hoy pocas son capaces de ofrecer y hacen honor a su nombre dejándote esa “Sonrisa perfecta”.

Toni Marchante

Temas:

01. Érase una vez

02. Luz del alba

03. Cazadores de brujas

04. Diamantes y Oro

05. Un amor de ensueño

06. Cita a ciegas

07. Ojos negros

08. Un disfraz genial

09. Inmortal

10. Un cuento al revés

Facebook: https://www.facebook.com/Perfect.Smile.Oficial

http://www.youtube.com/watch?v=M-d6bsh03aE

Comparte esto: