Otro año más y van siete que le Leyendas nos esperaba, como viene siendo habitual con un calor de aúpa, aunque este año si cabe más, o por lo menos yo sudé las camisetas mucho más que cualquier año pasado. Nos esperaba por segundo año…