Helmet + Local H – 16 de Febrero ’17 – Sala Razzmatazz 3 (Barcelona)

La noticia caía como un jarro de agua fría: el concierto de Helmet y Local H se tenía que trasladar de Razzmatazz 2 al 3 por la poca venta de entradas. En el fondo es un hecho que no debería extrañar tanto con la cuantiosa oferta de conciertos que hay en nuestra ciudad, pero qué queréis que os diga: duele especialmente cuando la afectada es una banda pionera y clave para entender el metal moderno y que no ha logrado pasar nunca del estatus de banda de culto.

Texto y fotos: Edko Fuzz

Una vez superado el desazón inicial, las primera personas fueron llegando a la sala para presenciar la actuación de los veteranos Local H, una banda de Chicago que poco más de 40 minutos más tarde nos tendría con la boca abierta. Y es que Local H no son nuevos en esto. A pesar de ser su primera visita a nuestro país, la banda lleva en activo desde 1987. La formación se convirtió en un dúo en 1993 y desde 2013 el batería es Ryan Harding. Pero Scott Lucas, cantante y guitarrista, ha estado allí desde el primer día y se nota. En una época donde ver dúos de guitarra y batería es algo ya bastante común, ver a Local H en 2017 es algo completamente diferente. La propuesta musical de la banda es bastante variada y va desde el rock alternativo americano más de manual, al pseudo stoner rock construido a base de riffs mastodónticos. Es una gozada ver a Lucas saltar de un pedal a otro para construir todas las texturas de los temas a la vez que toca, canta y… ¡controla también los efectos de voz! Un auténtico hombre orquesta que también tocaría la batería si le sobraran un par de brazos, estoy seguro.

helmet_cronica_barcelona_5596helmet_cronica_barcelona_5627helmet_cronica_barcelona_5738

Esta noche pudimos disfrutar del tema más popular de la banda, "Bound for the Floor", coreado por un pequeño reducto de fans extasiados, o también pudimos experimentar lo más parecido a un terremoto como fueron los temas "That’s What They All Say", "Hands on the Bible" (para la que tres cuartas partes de Helmet se subieron al escenario y se unieron a Local H) o la atómica "John the Baptist Blues", donde la muralla sónica nos tragó, masticó y escupió sin piedad. Imaginad por un momento que Fu Manchu se pusieran a hacer versiones de MC5 mientras suena el motor de un 747 al lado. Pues eso es más o menos lo que se nos vino encima. Cuando acabó el show los aplausos de la gente que se había ido congregando fueron sinceros. Me encanta conocer bandas nuevas de esta manera, sí señor.

La sala presentaba un buen ambiente cuando Page Hamilton y sus Helmet subieron al escenario. Las pintas de la banda son de los más común: gorras, pantalones anchos de currela, zapatillas deportivas… Poco glamour, ya me entendéis. Pero esa siempre ha sido la identidad de Helmet y bandas parecidas: son gente corriente que se sube a un escenario y se dan a conocer a base de talento y trabajo, mucho trabajo. Cuando los primeros acordes de "Role Model" abrieron la descarga ya rápidamente pudimos confirmar que la banda está en forma. La gracia del sonido Helmet siempre ha sido la muralla sónica todos-a-una combinada con progresiones de acordes inusuales, y no hay duda que la formación actual de la banda cumple con creces.

helmet_cronica_barcelona_5767helmet_cronica_barcelona_5781helmet_cronica_barcelona_5804

No hay que olvidar que Helmet vienen presentando su último disco ‘Dead to the World’ (2016) y cayeron varios temas de este trabajo ante una recepción más bien tibia del público: "Life or Death", "Drunk in the Afternoon", "Red Scare" o "I ? My Guru", para la que Harding de Local H subió a hacer los cachondos coros y todo. El público reaccionaba mejor con temas del calado de "Wilma’s Rainbow", "Crisis King" o, por supuesto, "Milquetoast", que levantaron amagos de avalanchas y pogos entre unas primeras filas que lo daban todo cuando sonaban esos himnos de juventud, pues la media de edad en la sala denotaba que la mayor parte del público había disfrutado ya esos temas en la época que fueron concebidos.

Hubo momentos un poco más grises como la incomprensible inclusión de "Life or Death (Slow)" del último disco en el set (que toquen ésta y se dejen "Die Alone" en el tintero es un auténtico misterio) o algunas visitas a los discos de le época menos notoria de la banda como "On Your Way Down" o "Enemies". La entrega de la banda en vivo es la justa para cumplir el expediente: Hamilton no se mueve de su rincón, protegido por dos pedaleras y dos pies de micro, y tampoco es un alarde de comunicación con el público. Kyle Stevenson, Dave Case y Dan Beeman son buenos gregarios y no intentan robar protagonismo.

helmet_cronica_barcelona_5755helmet_cronica_barcelona_5746helmet_cronica_barcelona_5776helmet_cronica_barcelona_5822

Tras un corto set de poco menos de una hora, Helmet volvieron reclamados por el público y se dedicaron a hacer un repaso con libre albedrío de temas más populares de su época dorada, que serían un broche de oro para el concierto. Bombas como "Unsung" o "In the Meantime" se combinaron con la cachonda "Sam Hell" o el amago rapero de "Just Another Victim" en unos bises en los que la comunión entre banda y público existió por fin, y nos mandó a todos a casa con una sonrisa.

Bien cierto es que esta vez Helmet no han sido capaces ni de llenar la sala pequeña de Razzmatazz, pero su solvencia sigue fuera de toda duda. Quizá sea por la poca repercusión que ha tenido el último disco, por la oferta de conciertos o porque la gente ya ha visto suficientes veces a Helmet en el pasado. Sea cual sea la razón, la banda demostró su profesionalidad e hizo valer su condición de banda de referencia en el género. Esperemos que la próxima vez seamos más disfrutándolos.

helmet_cronica_barcelona_5887helmet_cronica_barcelona_5913helmet_cronica_barcelona_5937

Texto y fotos: Edko Fuzz