Hay una gran cantidad de discos muy buenos que han vendido millones de copias, pero solo unos pocos han impactado tanto que han cambiado la forma en la que se concibe la música. Uno de los discos que han traspasado las fronteras de la historia para hacerse eterno es este Surfing with the Alien que cumple 30 años y merece un recuerdo.

¿Qué es lo que hizo que este trabajo alcanzase tales cotas?

Belch

Por un lado, teníamos a un maestro virtuoso de la guitarra en su plenitud musical, ideando una forma de encarar la guitarra y la música prácticamente nunca hecha hasta entonces. Posteriormente han surgido infinidad de guitarristas con un nivel técnico superior pero no hubieran existido sin este hombre no hubiera decidido centrar su música por y para la guitarra. Satriani nos convenció de que sobran las voces, si una melodía suena mejor por las 6 cuerdas. Ya hubo discos instrumentales centrados en la guitarra anteriores al Surfing with the Alien pero ninguno adquirió tales cotas de popularidad.

surfing_alien_satriani
Por otro, este disco es uno de los más estudiados por todos los proyectos de guitarristas en medio mundo. Y por muy bueno que seas, no llegas a darle ese toque que solo los dedos y la cabeza de Satriani consiguieron darle a los temas. Ya no solo las composiciones tenían esa magia, sino que el guitarrista impregnaba cada nota de un sello personal, único e irrepetible ya que tenía esa hambre, esa furia en los ojos y esas ganas de comerse el mundo. ¡Y vaya si lo comió!

Este disco tiene mucha historia, mucho más recorrido del que la gente suele esperar. No fue hasta que Steve Vai, alumno aventajado y gran amigo de Satriani, quien convenció a la discográfica Relativity Records con un EP de 5 temas que merecía publicar a su maestro. Steve Vai comenzaba a tener mucha repercusión en su época, habiendo publicado y vendido gracias al boca a boca una gran cantidad de copias de aquel Flex-Abel, posteriormente reeditado por la discográfica Relativity Records. Satriani hipotecó todos sus ahorros y sacó adelante aquel Not of this Earth, utilizando parte de lo que contenía el EP y sentando las bases de lo que sería el Surfing with the Alien. El resultado fue el esperado, un gran disco que le sirvió para que la marca de guitarras Ibanez se fijase en él. Y llegamos a Surfing with the Alien, grabado junto a Joe Cuniberti y Jeff Campitelli en el que pusieron toda la carne en el asador, dando como resultado una de las mejores producciones de la época. Sorprende incluso que las baterías fueran programadas, ya que para nada suenan a un sample de ordenador.

141263560856surfing_alien_shirt

Entrando en materia, lo primero que destaca es que resulta imposible y absurdo destacar un tema en concreto. Este trabajo se debe disfrutar de principio a fin, con unos auriculares en una habitación o ambiente tranquilo que te permita abstraerte de la vida y dejarte llevar por las melodías tan sorprendentes para su época por la forma y los recursos compositivos utilizados. Y es que trajo muchos recursos de la composición clásica que ahora resultan básicas para cualquier guitarrista pero que no eran tan conocidas en aquella época como las escalas modales, generando unas sonoridades exóticas, inquietantes, atractivas y sensuales que llamaron tanto la atención al público de la época, muy acostumbrados al blues y al rock más clásico.

No hay mejor elección para abrir y titular este trabajo que Surfing With The Alien, el corte más rockero, más cercano a lo que se estilaba en la época y una puerta de entrada perfecta para el mundo que Joe nos planteaba. No obstante, comenzábamos a escuchar sonidos nunca antes oídos como aquellos míticos gritos simulados con la guitarra u otros sonidos aunque ya conocidos no tan explotados ni tan a lo bestia como puede ser el uso del wah wah que emulaba la voz de una persona. El climax lo alcanza como un solo compendio de multitud de técnicas que todos hemos aprendido y reproducido despúes. Uno de los grandes temas y solos de la historia, y un reto obligado de canción a aprender para todo aquel que quiera ser guitarrista. Pero este hombre no solo compone guitarra, sino que componía canciones redondas y sobre todo, destilaba algo que actualmente le falta, groove, ritmo, feeling. En Ice 9, el groove de bajo hace que el tema fluya y que, aunque no quieras, tu cabeza se mueva a su son. Un corte muy Funky y de los más recordados actualmente en 2017.

surfing_alien_cd
En Crushing Day el compositor americano se permite jugar con nosotros como oyentes, utilizando el archiconocido tritono o “diabulus in musica”, sonido que en la composición clásica se asocia al Diablo, y que se permitió ya no utilizarlo, sino jugar con ello para crear una atmósfera enigmática, asfixiante. Este tema contiene el solo que más le ha costado emular al propio Satriani. Hay que tener en cuenta que gran parte de la composición de esta maravilla es pura improvisación sobre unas baterías programadas previamente, con lo que el mérito y el chorro de talento volcado en este cd es auténticamente brutal. La mujer del guitarrista siempre ha sido fuente de inspiración y muy importante en su carrera y así Joe se lo hacía saber en casi todas sus publicaciones. En este caso, en Always With Me, Always With You saca su vena emocional en una de las baladas instrumentales más escuchadas de la historia de la música moderna.

Cuando más relajados y emocionales estábamos, nos voló la cabeza con Satch Boogie, con su ritmo frenético y desenfadado y que fue de las más populares de la época. Hill Of The Skull, por su parte, cambia el concepto musical que había tenido hasta entonces, con canciones enfocadas más en el ritmo, a cortes más experimentales, épicos y con una atmósfera aún más intensa. Circles va por la misma onda del anterior, otra de las joyas de la corona, y quizás una de las que más desapercibidas hayan pasado con el paso de los años. Sin embargo, todo buen guitarrista se habrá quedado impactado, alucinado y extasiado con la brutalidad de solo, tanto en técnicas y derroche técnico como en el feeling y ritmo que era capaz de darle a la vez. También Lords Of Karma lleva esa onda, y llama la atención que comiencen con un sitar, creando una atmósfera arabesca mezclado con rock y melancolía. Un compendio tan extraño como atractivo y efectivo. Siguiendo un poco con estas influencias, aunque dándole tintes más flamencos tenemos Midnight, aunque quizás sea la menos buena (sin quitar que es una gran canción) pero la competencia con las demás le hace estar un escalón por debajo, cosa que no pasa con Echo, una locura compositiva que deriva en unas melodías espectaculares y que han pasado a la historia de nuestros oídos.

ibanez-js20th-signature-joe-satriani-silver-surfer-3d-3
Es difícil sintetizar todo lo bueno que tiene este trabajo, ya que prácticamente todo es realmente mágico, especial, perfecto. El resultado es que entre la promoción y el boca a boca el trabajo se vendió (y copió como era costumbre en la época) en masa y que los guitarristas de la época empezasen a entender el instrumento de otra forma. El maestro influenció a miles de músicos, pero sobre todo encandiló a millones de personas que gracias a él disfrutan de mucha de la música de tantas y tantas bandas que le sucedieron y que parte de su éxito se lo deben a las 6 cuerdas del guitarrista neoyorquino.

Belch

Temas:

1.- Surfing With The Alien – 4:27
2.- Ice 9 – 4:01
3.- Crushing Day – 5:16
4.- Always With Me, Always With You – 3:23
5.- Satch Boogie – 3:14
6.- Hill Of The Skull – 1:50
7.- Circles – 3:30
8.- Lords Of Karma – 4:50
9.- Midnight – 1:44
10.- Echo – 5:40

http://www.satriani.com/