Jinjer + The Agonist + Khroma + Space Of Variations – 12 de diciembre, 2019 – Sala Salamandra (Barcelona)

En el momento que se anunció el tour Europeo de Jinjer junto a The Agonist, poco a poco fueron apareciendo los primeros shows sold out, quedándose finalmente un par de fechas solamente con entradas disponibles y España no fue la excepción, llenando por completo las 3 fechas que tenían destinadas para el país, creando por anticipado expectativas muy altas de lo que presenciaríamos.

Texto y fotos: Karina Báez

Barcelona por otra parte tuvo que cambiar la locación principal elegida a una más grande y a un así se quedó gente fuera del evento por falta de entradas. Una locura total por ver a Jinjer y presenciar en primera persona los temas de su nuevo disco “Macro”, esperado recién a fines de Octubre.

Barcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de Jinjer

Los encargados de abrir la noche fueron Space Of Variations, quienes puntuales a las 18:30 les tocaría la dura tarea de calentar el ambiente a la larga noche que se nos venía por delante. Con una sala bastante llena a pesar de lo temprano que era, nos tocó apreciar a estos cuatro chicos originarios de Ucrania, con todo su post hardcore con toques electrónicos.
El show se concentro más que nada en canciones de su último álbum “Mind Darknet” lanzado el 2018. Los potentes guturales por parte de Dima Kozhuhar le dan la dureza necesaria a los temas encontrando el contraste con la voz limpia del guitarra Alex Zatserkovny, quien interviene en casi todos los coros de las canciones, típico del género.Un set de 7 canciones, donde pudimos escuchar temas como “Tibet”, “ Moonlight”, “Razorblade” y “F*ck this place up”, siendo el último el encargado de cerrar la noche, ganando la aceptación completa del público que estaba guardando su posición para lo que venía más tarde.

La siguiente banda fue Khroma, uno de los descubrimientos de la noche. Los finlandeses nos brindaron una verdadera dosis de Groove metal con matices electrónicos, un sonido intenso que creó una atmosfera oscura en toda la sala. A pesar de no tener un nuevo álbum bajo el brazo, nos mostraron “Kill the Friction”, el single de su nuevo disco, próximo a ver la luz. El tema nos presenta una base electrónica futurista calmada dejándole la parte pesada a los riffs y guturales. También nos deleitaron con temas de sus pasados álbumes como “Push”, “A Simple Lie” y “Alarmista”, un recopilatorio de canciones de sus pasados álbumes, que mantuvieron al público expectante en todo momento. El cierre estuvo a cargo de “Machinal” de su disco Stasis del año 2016. Algunos de los miembros de la banda dedicaron unas palabras de agradecimiento al público, quienes se mostraron receptivos en todo momento. Definitivamente este paso por Barcelona se llevan un par de fans a casa.

Barcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de Jinjer

Después de una breve pausa, rápidamente preparan el escenario para la siguiente banda The Agonist, quienes unos minutos antes de presentarse en escena tenían un lleno casi total de la sala.
Puntuales a las 20:00 hrs, empiezan uno a uno a salir al escenario mientras suena a la intro de “In Vertigo”, canción de su reciente álbum Orphans, donde la protagonista indiscutida de la noche fue Vicky Psarakis, quien nos demostró desde el primer segundo que la versatilidad de su voz utilizada en el reciente álbum cumplía a la perfección en vivo. La banda no incluye en sus setlist canciones más conocidas de la era con White-Gluz, pero si nos regalaron “Panophobia” del disco Prisoners, el último álbum que participo la actual vocalista de Arch Enemy, quien después de tantos años fuera de la formación en vivo ya ni se recuerda.

En el ambiente se notaba que eran seguidores de la banda y al momento de sonar “Gates of Horn and Ivory” ya se empezaba a formar el mosh inesperadamente. Entre los temas Vicky nos dedicó frases de oro en español como “Puta madre”, que encendían al público hasta al punto de corearlo reiteradas veces. Un grito inicial da paso al siguiente tema “The Gift Of Silence”, quien entre guturales acompañados de la guitarra del prácticamente jefe de la banda Danny Marino, nos dan una clase magistral de death metal melódico. Enseguida la banda se retira para darle paso a un solo de batería que mantuvo a los asistentes encendidos para la siguiente canción “Dead Oceans”. La siguiente canción fue la que le da nombre al álbum “Orphans”, donde el cambio de potentes guturales a coros completamente a una voz moderna es brutal, en muchas oportunidades el bajista hace duo con Vicky apoyándolo en los guturales, mientras ella se concentra en el canto limpio, llegando al final al lirico.

Barcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de Jinjer

Ya entrando al final del bolo nos regalan “Burn It All Down” y la aclamada “As One We Survive”. El paso de la banda por la ciudad valida completamente la vuelta a las pistas después de los años de silencio y conflictos que ha sido uno de los grandes problemas que han tenido para poder despegar. Fue realmente un show potente, disfrutado cada segundo por los asistentes.

Ya entrando en la materia que nos convocaba esta noche, poco a poco sacaron la batería que usaron las bandas de soporte, con una Salamandra donde no cabía nadie, un lleno total a espera de los ucranianos Jinjer. Un público muy diverso, con chavales muy jóvenes, como también true metaleros esperando ansiosos y buscando la mejor ubicación en medio del mar de gente. Una pantalla animada con un conteo de 3 minutos que nos llevaría al esperado inicio del show. Un inicio perfecto junto a “Teacher, Teacher!”, donde Tatiana no perdió ningún segundo de subirse al soporte arriba del escenario. A pesar de que la canción es parte de su ep Micro, lanzado a principio de año, la gente lo coreaba como si lo conocieran de toda la vida.

Barcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de Jinjer

Seguida un poco de Groove puro y duro a cargo de “Sit Stay Roll Over”, donde no dejaron ningún momento para respirar, seguida de “Ape” para volver a este metal progresivo tan único que nos muestran esos 4 chicos. Una de las canciones más aclamadas de la noche a cargo de “Judgement (& Punishment)”, donde en un momento la sala estaba metida en un abismo oscuro en los inicios de la canción y en otro segundo en un concierto reggae, una completa locura que se mantuvo en todo momento. La técnica del bajista Eugene Abdukhanov,en una completa concentración de ejecutar cada movimiento a la perfección, resalta en todo momento e hipnotiza a cualquiera que lo tenga en frente. Volvimos a continuación un poco atrás de su carrera junto a “I Speak Astronomy”, con los toques de Jazz que tan bien quedan en vivo. Volviendo al su ep Micro con “Dreadful Moments”, donde el desplante en el escenario de los músicos es notable, se nota muchísimo el profesionalismo, a pesar de haber tocado 3 días seguidos, en ningún momento se notó el cansancio, quizás Tatiana nos tocó verla toser en reiteradas veces entre canciones, pero su voz en todo momento daba en el punto exacto, como si fuera el mismo disco.Otra de las canciones aclamadas esta noche fue “Who is Gonna Be the One”, donde la sala completa fue una celebración, sin espacio para el mosh pero si para saltar y disfrutar el momento.

Para continuar nos presentan “Retrospection”, una de las canciones con atmosfera más densa de la noche, con partes cantadas en Ruso y mostrando una técnica vocal impresionante en todo momento. Seguida “Perennial” en la misma línea de la anterior canción, pesados riff, batería sonando como nunca y dejándonos un espacio para respirar entre canción con una melodía lenta, donde nos da el tiempo para contemplar el solo de tapping del bajo acompañado de la dulce voz, una combinación letal. Ya cerrando las canciones de su nuevo disco para el setlist nos presentan “On the top” y “Pit of Consciousness”, dos canciones singles de su álbum Macro, que han pasado ya la memoria colectiva de todos los fans como las canciones que deberíamos escuchar siempre en todos los conciertos. Pero antes de despedirse también nos mostraron un poco de su disco King of Everything, las elegidas para la noche fueron “Just Another”, desatando una locura general en la sala. Los músicos se despiden y se queda Tatiana brindándoles unas palabras a los asistentes, además diciendo que ya nos veríamos el próximo año en el Resurrection Fest.
Pero claramente este no era el fin, faltaba la esperada “Pisces”, una de las canciones que los lanzó a la fama por su versatilidad.

Barcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de JinjerBarcelona se rinde a los pies de Jinjer

Una noche redonda para todos, quizás un setlist bastante corto que nos dejó con ganas de más, pero cuando se trata de Jinjer creo que nunca sería suficiente.

Texto y fotos: Karina Báez