kam12 Como soberbio podemos definir el último disco de los Kamelot. Una banda que había parecido perder el rumbo y que partía en este disco con el gran hándicap del abandono del que fuera su emblemático anterior cantante Roy Khan, que por decisión personal decidió retirarse de la música.
Toni Marchante
Nota:9/10  

Y es que no es que hayan inventado la pólvora con este disco, lo que ocurre es que tras dos discos algo diferentes donde la creatividad parecía haberlos abandonado, aparecen con esta nuevo trabajo, donde sin abandonar sus referencias oscuras, dotan a su música de más brillo, más calidad, retomando la senda que quedó tras aquel “The black Halo”.”Ghost Opera” fue un disco donde además de bajar bastante el nivel, se distanciaron mucho del power metal melódico al que nos tenían acostumbrados. “Poetry for the poisoned” fue la confirmación de ese distanciamiento aunque presentó muchos brotes verdes y canciones mucho más interesantes. Con este nuevo “Silverthorn” han sabido retomar los elementos que bien supieron aplicar en su época más destacada .

Pero la principal incógnita a despejar en este disco es si Tommy Karevic iba a llenar el gran hueco que dejó Roy Khan a la voz. Tras un periodo de incertidumbre, donde estuvieron girando con el “Pavarotti del metal” Fabio Lione a la voz, nos sorprendieron con la incorporación del cantante de Seventh Wonder, que de inicio me pareció una sabia elección ya que sus trabajos con su banda de procedencia así lo avalaban. Una vez escuchado el disco, uno llega a la conclusión de que el objetivo que se le ha marcado a Karevic ha sido básicamente el de clonar la voz de Roy, salvo en ocasiones puntuales como por ejemplo en “Song for Jolee”, donde realmente se interpreta a sí mismo. La incorporación de Tommy ha sido acertadísima para este disco; tanto que podemos afirmar que no echamos ni un ápice de menos al señor Khan, para tranquilidad de todos lo que admirábamos su voz. Con eso la banda se asegurará de no perder a todos aquellos para los que su anterior cantante era vital en la formación del grupo.

En cuanto al sonido prácticamente perfecto. El combo Paeth-Miro ya desde sus excelentes primeras producciones supieron definir perfectamente la identidad de Kamelot. El gran trabajo de Miro en cuanto a orquestaciones queda muy patente en esta nueva grabación. Esta fidelidad en el sonido a más de uno le puede generar la sensación de que el disco es más de lo mismo, porque goza de la misma excelente producción y tratamiento que sus anteriores discos. Pero lo que a mi modo de ver le da un valor añadido, son los grandes aportes creativos que han emergido de la mente de Thomas Youngblood que parecían apagados y que han resurgido de una forma bella y natural, dejándonos excelentes canciones y muchos grandes momentos.

La formación sólo presenta la variación en la voz. Por tanto, el resto continúan los mismos, con Thomas Youngblood y su guitarra al frente, Casey Grillo a la batería, Sean Tibbetts al bajo y Oliver Palotai a los teclados. Para los aportes vocales femeninos, esta vez no han contado con Simone Simmons, sino principalmente con la cantante de Amaranthe, Elize Ryd, que le da un toque de distinción allá donde interviene. También han colaborado a las voces Alisa White-Gluz (The Agonist) y Amanda Somersville.

El disco también se presenta en edición box set, incluyendo adicionalmente un cd con el disco en instrumental y algún bonus track, un libro de 44 páginas y un poster exclusivo. También se ha editado en doble vinilo en color conteniendo el cd.

La docena de tracks que nos presenta la entrega comienza con una intro orquestal con coros, recurso que últimamente está muy de moda, al mas puro estilo “Imaginarium” de Nighwish, nos predispone para introducirnos en lo que ha sido el pimer single del disco “Sacrimory (Angel of afterlife).Ya en este tema percibimos mucho de lo comentado anteriormente y que son denominador común en los siguientes: un track fresco, marca de la casa y donde Tommy Karevic clona descaradamente a Roy Khan. Este tema ha sido promocionado con un videoclip excepcional que nos narra su historia conceptual.

Temas como “Ashes to ashes”,”Torn”, Silverthorn” o “Solitaire” continúan el festival del buenos temas powermetaleros que no tienen ningún desperdicio y que mantienen el nivel de atención y disfrute. Sobre todo “Solitaire” un claro exponente de lo que representa Kamelot, con un Casey Grillo a muy alto nivel. “Song for Jolee” es una preciosa balada donde escuchamos al cantante sueco en plenitud de facultades, en este caso siendo él mismo y olvidándose de Khan. Por tanto, podemos apreciar perfectamente lo que es capaz de dar. Durante la canción se encuentra bien escoltado a las teclas por Palotai.

“Veritas” podría ser de los temas más novedosos, con una simbiosis perfecta en su estribillo entre el metal y la música coral.“My Confession” es sin duda uno de los temas más grandes del disco, con una líneas melódicas que enamoran desde el principio y ese gancho y frescura que habían perdido en los últimos años.“Falling like that Fahrenheit” es un medio tiempo muy interesante con los coros muy bien posicionados y un arrope instrumental impecable.

“Prodigal Son” es un corte concebido en tres partes, tal y como hicieron con “Elizabeth” aquel que cerraba aquel maravilloso “Karma” de 2001. Solemne y oscura en sus inicios a voz y órgano que luego da paso a la guitarra acústica .De corte épico, se trata del tema más largo, donde Youngblood realiza un trabajo impecable a la guitarra.

Para terminar “Continuum” de marcado carácter orquestal, se silencia en el minuto 1:42 para reanudarse en el minuto 2:49 con un pequeño fragmento de cello. Este detalle me recuerda el tema que cierra su disco “Karma”, una pista que dura 11 minutos y que se silencia recién pasado los cuatro minutos.

En definitiva, no esperéis en este disco una revolución, lo escuchareis y os sonará 100% a Kamelot, pero entra formar parte de esos grandes discos de la banda como “The four legacy”, “Karma”. “Epica” o “The black Halo”. La banda ha sabido redireccionarse, lo que hace sospechar que la marcha de Khan haya afectado positivamente a sus compañeros.

Toni Marchante

Página web: http://www.kamelot.com

Temas:

01. Manus Dei
02. Sacrimony (Angel Of Afterlife)
03. Ashes To Ashes
04. Torn
05. Song For Jolee
06. Veritas
07. My Confession
08. Silverthorn
09. Falling Like The Fahrenheit
10. Solitaire
11. Prodigal Son
Part I: Funerale
Part II: Burden Of Guilt (The Branding)
Part III: The Journey
12. Continuum

[youtube]http://youtu.be/LvWT-7l6vJU[/youtube]