Anathema + Alcest – 13 de Octubre’17 – Sala Apolo (Barcelona)

El 13 de octubre nos esperaba una cita llena de sentimientos diversos, Anathema venían a Barcelona para presentar su último álbum “The Optimist”, acompañados por los franceses Alcest.

Texto y fotos: Quim Torres

La sala Apolo de Barcelona, con su estética de teatro, no podía ser mejor lugar para celebrar este evento, i a las siete de la tarde, ya se encontraba casi llena para ver a Alcest. El grupo liderado por Neige aún no había pasado por nuestro país para presentar su último trabajo “Kodama”, que lanzaron ahora hace un año, así que sus seguidores estaban impacientes por verlos. Y con “Onyx” como introducción y la canción que da título a este disco empezaron a descargar su personal estilo, que aunque lo queramos etiquetar como Post-Black, Shoegaze o Blackaze es un tanto inútil, ya que es, simple y únicamente, Alcest.

Alcest_bcn-00337 Alcest_bcn-00343 Alcest_bcn-00314

El directo de los franceses va aumentando su intensidad a medida que avanza, llenando la sala de oscuridad y melancolía, pero con una elegancia inigualable. Junto a otras canciones de su reciente trabajo, como “Oiseaux de Proie” y “Eclosion” sonaron “Là où naissent les couleurs nouvelles” y “Autre Temps”, de su álbum de 2012, con los que el público vibró especialmente. Con “Percées de Lumière”, de su segundo disco, añadieron algunas pinceladas más cañeras y cercanas al Black Metal, que seguro animó a los seguidores de sus inicios, aunque no incluyeron nada de aquel primer “Souvenirs d’un Autre Monde” y acabaron finalmente con “Délivrance”, de su penúltimo trabajo.

Después de la gran actuación de Alcest y con la sala totalmente llena, empezó la música electrónica y a proyectarse unas sugerentes imágenes en el escenario a medida que los integrantes de Anathema iban haciendo su aparición progresivamente e interpretando “San Francisco” a modo de introducción, para empezar ya con un tema tan grande como las dos partes de “Untouchable”, que nos impregnaron de emociones desde el mismo inicio.

Anathema_bcn-00448 Anathema_bcn-00406 Anathema_bcn-00492

Des de este momento también demostraron una gran conexión con el público y entre ellos mismos, transmitiendo muy buenas vibraciones durante todo el concierto y bromeando constantemente. Vincent Cavanagh, mientras actuaba, tomó prestada la cámara de una de las fotógrafas y empezó a hacer fotos al público con ella, lanzó chucherías a los espectadores e incluso cambió la letra de alguna canción para bromear en castellano. La buena relación que hay entre los hermanos Cavanagh, la cantante Lee Douglas y Daniel Cardoso a la batería contribuyen a este clima y a la perfecta compenetración entre ellos, aunque en esta ocasión faltase John Douglas a la percusión y electrónica.

Después de tres canciones de su último trabajo, “Can’t let Go”, “Endless Ways” y “The Optimist”, recuperaron de su anterior álbum la tercera parte de “The Lost Song”, una de las más intensas del concierto, a la que le siguió uno de los temas preferidos de Danny Cavanagh, “Lighting Song” y canciones clásicas como “Dreaming Light”, “Pressure”, “A simple Mistake” o “Closer”, con la que hicieron saltar al público y cerraron la primera parte del concierto.

Anathema_bcn-00411 Anathema_bcn-00425 Anathema_bcn-00440 Anathema_bcn-00458

A los pocos minutos volvieron a la carga con el gran tema “Distant Satellites” y otras dos canciones de su reciente álbum, “Springfield” y “Back to the Start”. Entonces bajó un poco la intensidad para dar paso a Danny Cavanagh interpretando uno “The Exorcist”, uno de los temas de su nuevo disco en solitario, que salía a la luz, nada más ni nada menos, que ese mismo día. Después de una versión de los compatriotas Portishead, finalizaron las dos horas de concierto con un tema del disco de 1998 “Alternative 4”, el clásico del Gothic Metal “Fragile Dreams”.

Con un Set List bien variado, una actuación brillante, acompañada por unas proyecciones que acabaron de crear el ambiente idóneo y la inimitable conexión con el público, Anathema ofrecieron un gran concierto de lo más completo, que se complementó perfectamente con la oscuridad de Alcest.

Anathema_bcn-00391 Anathema_bcn-00456 Anathema_bcn-00472

Texto y fotos: Quim Torres