Vita Imana + Arcanus + Wasted Militia. 18/5/2019. Sala ero, Tarragona.

El pasado 18 de mayo pasó por Tarragona uno de los mejores directos que se pueden ver actualmente de bandas españolas, pues los madrileños Vita Imana vinieron a presentar su último trabajo, Bosa, acompañados de Arcanus y los locales Wasted Militia.

Texto y fotos: Quim Torres

Con ganas de ver a Vita Imana, que ya me dejaron sorprendido hace unos cuatro o cinco años en Reus, y después de la tradicional misión imposible de encontrar aparcamiento en Tarragona, llegué a la sala Zero lo más puntual que pude para escuchar el Thrash Sepulturero de los amigos de Wasted Militia.

Y3Wc7xT RzYhjKh yFsr85H

Wasted Militia es una formación joven que cada vez que los veo en directo me sorprenden más, con el tiempo van mejorando mucho tanto en sonido como en la seña de identidad que es su actitud, convirtiéndose en un grupo que despierta muchas simpatías por la zona, y así lo demostraba una sala que empezaba a estar medio llena y con un público muy joven dándolo todo. Repasaron su único EP y también nos mostraron alguna canción nueva en una media hora llena de caña sin respiro.

odKhpNL 2rl9zNh 6RzCS5o

Otros que también se han ido abriendo paso poco a poco pero en la escena catalana son Arcanus, con su mezcla de Harcore, Groove y Death melódico y un sonido y puesta en escena muy trabajados. Los Barceloneses también pudieron presentar su último trabajo, su segundo LP, Omen, y consiguieron enganchar bien a todo el público y tenerlos bien calientes para el plato final. Hacia las once y media empezaba Vita Imana a piñón con las tres canciones que abren su último álbum: la intro “Calima”, “No en Mi Nombre” y el single “Desfiguradas”. Como me esperaba, este grupo sigue siendo infinitamente mejor en directo que en estudio, fue la sensación que me dieron hace cuatro o cinco años y me volvió a surgir ahora, y es que la única manera de sentir de verdad el groove que transmiten es en directo.

A estas le siguió una canción del que para mi y para muchos es su mejor disco, “Seis Almas”, del Oceanidae, y luego con “Romper con Todo” del Uluh, el otro álbum que le disputa el puesto. Fue interesante escucharlas con el nuevo cantante, Mero, que demostró una incansable actitud y un gutural un poco más definido que el anterior, aunque menos visceral y expresivo. No obstante, los protagonistas, para mí, siempre son la sección rítmica de Daniel y Miriam, que son, sin duda, el núcleo que le da personalidad a la banda, y el sábado fueron tan intensos como siempre.

QwKc6Jp Qqul7zD k7lFtm5

Siguieron combinando canciones nuevas con temazos antiguos, como “¡Contraataque!”, “Animal”, “Oxígeno” y “El Mundo a mis Pies”, y no se si el mundo, pero sé que, al menos, consiguieron poner toda la sala a sus pies con esta buena tanda de temas que nos llevaba hasta la segunda mitad del concierto.

Otras dos nuevas “El Duelo” y “Desdoblamiento” sirvieron para llegar al punto álgido del directo con la conocida y mítica “Paranoia” y su Wall of Death, que nos anunciaba que a partir de aquí todo serían temazos. Siguieron con otra también de su primer disco, la conocida “Gondwana” y fueron despidiéndose con la nueva “Bosa” y, finalmente, su canción más famosa, “Un Nuevo Sol”, bordando un final cañero a más no poder e inmejorable, cerrando una buena hora y cuarto de concierto.

330qWYY ySYnDtO 48MbnIX

Texto y fotos: Quim Torres

Comparte esto: