nmorse14 El reverendo nos presenta un nuevo trabajo en medio de su multitud de proyectos. Tras el álbum con Transatlantic y su posterior gira, nos ofrece este peculiar álbum, antes de presentar el segundo disco de otros de los proyectos en los que está inmerso Flying Colors y embarcarse en una nueva gira con estos que le ocuparán la última parte del año. Este disco supone volver al estilo más simple, renunciando a mucho de lo que venía haciendo anteriormente, aunque cualquiera de estos temas pudiera tener similitud con algunas de las canciones más standar que el americano suele insertar entre las composiciones más complejas de sus anteriores trabajos.
Toni Marchante.
Nota: 8/10  

Lo primero que hay que decir es que quien intente buscar en este disco únicamente al Neal Morse progresivo, puede ahorrarse la escucha porque aquí no lo encontrará. Para este trabajo Neal ha conseguido reunir una colección de canciones, donde The Beatles no dejan de estar presentes, pero incorporando influencias que van desde el pop, las baladas, pasando por el góspel o el country y dejando siempre ese toque personal y exclusivo que hacen de sus composiciones algo grande. Es un trabajo para el que ni siquiera ha contado con sus músicos habituales en sus últimas grabaciones, aunque tampoco es que necesite de nadie, pues el multi-instrumentista se ha ocupado de la voz, los teclados y las guitarras. Para la batería ha confiado esta vez en Gabe Klein (Portnoy aunque seguro que disfruta escuchando estos magníficos temas de su compositor favorito, se habría aburrido en demasía tocando en este disco…), contando con Chris Carmichael a los violines, cello, viola y además con las hermanas McCrary para las voces.

El redondo comienza con ”Whatever Days” que suena a Big Band, un corte donde los instrumentos de viento tienen un peso muy importante, siendo una canción inusual en la trayectoria del californiano. En “Heaven Smiled” Neal se encuentra en su salsa; un tema muy espiritual muy melódico que va creciendo conforme va avanzando, incorporándose poco a poco los atrezos Gospel que alcanzan su máxima expresión en la parte final. “Flowers in a Vase” es un track de corte muy americano, con ciertos arreglos country y uso de falsetes sobre todo en el estribillo, todo ello llevado con una línea melódica muy agradable.

“Love Shot an arrow” es una preciosa balada, de una estructura sencilla, que nos recuerda a su época en Spock´s Beard, romanticota, con líneas vocales al estilo del sueco Mikael Erlandsson y con suficiente ímpetu como para enamorarnos. “Song for the free” es un tema que va en volandas sobre los rasgueos dela guitarra acústica, con un estribillo muy rock pop y que incluso nos puede recordar a los suaves temas rockeros de Bon Jovi.

Nos introducimos a partir de este momento en un profundo mundo de baladas cada una con su encanto.“Tell me Annabelle” discurre tranquila y placentera. “My time of dying” nos recuerda a Kansas, con bonitos violines y arreglos de voces muy sencillos pero efectivos, consiguiendo de nuevo un sonido muy americano.“When things slow down” quizás sea de la más discreta hasta llegar a la magnífica “Daddy´s Daughter” un corte a la altura de los mejores temas de su carrera, con una línea melódica y unos coros bellísimos.

La parte final del disco vienen de la mano de “Wear the chains” que comienza preciosa a piano voz y violín. Se convierte en un medio tiempo donde se insertan las frases y estribillo de la parte inicial. “The way of love” nos trae ese regusto The Beatles que Morse en muchas ocasiones no puede evitar en una canción donde de nuevo vuelven a aparecer los instrumentos de viento como componentes destacados de la canción.

Un disco que no es más que una colección de canciones concebidas por el placer de hacerlas, de forma natural, sin presiones, hechas por y con gusto, para disfrutarlas; un álbum que si tuviéramos que equipararlo a alguna obra anterior nos recuerda a su segundo “It´s not too late”. Como ya dijimos, ningún vestigio de rock progresivo, ni de momentos instrumentales, ni un solo de guitarra, con suave presencia de la guitarra eléctrica y donde la acústica y la melodía son los principales protagonistas. Pero lo que destaca sobre todo, es esa inagotable creatividad y la magia de una de las mentes más privilegiadas de la música actual, que nos sigue bendiciendo con su música. Sr.Morse, que Dios le bendiga.

Temas:

1.Whatever Days
2.Heaven Smiled
3.Flowers In A Vase
4.Love Shot An Arrow
5.Song For The Free
6.Tell Me Annabelle
7.My Time Of Dying
8.When Things Slow Down
9.Daddy’s Daughter
10.Wear The Chains
11.The Way Of Love

Página web: http://www.nealmorse.com

Videos: