Camel -3 De Septiembre`18- Sala But, Madrid

Tras la gira de su último álbum de estudio “A nod and a wink” allá por 2003 los rumores del final de Camel comenzaron a circular. Quince años después tras pasar por multitud de dificultades, problemas de salud y varias giras que nos han permitido disfrutar de la presunta última vez de ver a esta magnífica banda, volvimos a tenerlos por España para regocijo de todos aquellos que los llevamos siguiendo durante décadas, ya que hablamos de uno de los pilares de la historia del rock progresivo.

Texto y fotos: Toni Marchante

Si hace cuatro años se dejaron caer en nuestro país rindiendo homenaje a su emblemático “The Snow goose”, la excusa para esta gira es rendírselo esta vez a su “Moonmadness” grabado en 1976 que acapara un papel protagonista al interpretarse también al completo en esta visita. Una gira de inicio accidentado para Andy Latimer, que aquejado de problemas de espalda tuvo que suspender uno de sus shows en Holanda, incluso toco parte de la gira sentado. El pequeño break veraniego de la propia gira le ha servido para recuperarse y afrontar la parte final en septiembre donde reinició recuperando la fecha holandesa continuando por tres fechas españolas. La primera fecha fue en Jerez de la Frontera (Cádiz) consiguiendo un sold out con meses de antelación. La siguiente fecha en Madrid no le fue a la zaga, para mucha gente que volvía de vacaciones probablemente un concierto de Camel vendría fenomenal para compensar la depresión postvacacional y retomar la rutina con más entusiasmo y a buen seguro que esto sucedió para muchos.

 30841892628_0db9b1bb7f_c 29775559797_76b3b75024_c 29775559997_4e4e018047_c

Ya media hora antes del inicio la sala estaba abarrotada y nos tocó a todos sudar la gota gorda durante toda la velada porque el aire acondicionado se vio en todo momento superado por el calor generado en la sala, Latimer tuvo que hacer con más asiduidad su ceremonia de embadurnarse su mano izquierda de los polvos de talco que le suministraba su bote situado en una mesita supletoria a su lado para sentirse cómodo en sus evoluciones sobre el mástil, además lo vimos abanicarse con un abanico que amablemente le prestó alguien desde el público. Como hemos dicho antes, estaba todo el papel vendido y el contexto para los británicos era ideal, una legión de personas entre los 40 y 70 años en su mayoría que venían a disfrutar incondicionalmente de lo que a la postre fue un gran concierto. Un concierto que se dividió en dos partes separadas por un descanso que se hizo algo largo, el primer set lo emplearon en interpretar el álbum Moonmadness en el mismo orden y al completo; y el segundo set sirvió para hacer un recorrido por su discografía modificando algunos temas respecto a sus visitas anteriores, aspecto que a buen seguro no satisfizo a todo el mundo (no cayó nada del “The Snow goose“ ni del “Breathless” ni del “Nude” ni de otros más, quedándose atrás un corte tan emblemático como “Never let go” de su álbum debut), pero su excelente y amplia discografía permite estas licencias y se vivió una noche extraordinaria.

Pasada las nueve de la noche, empezó a sonar en formato pregrabado “Aristillus”, tema que abre “Moonmadness” y que en el momento que llegaron a su parte final los músicos invadieron la escena. “Song within a song” fue recibida con fervor, con un público sabio que silenciaba en los momentos pausados para deleitarse con los sonidos sutiles y aquellos de la flauta de Andy en contraposición con los coros a pulmón vivo de las grandes melodías del final de este gran tema.”Chord Changue” fue escuchada con atención ante las bellas notas de la guitarra de Andy Latimer situado en la parte derecha del escenario mirando desde el público, con Denis Clement a la batería al fondo, Collin Bass con su bajo más o menos en el centro y Pete Jones detrás de sus teclados en la parte izquierda. “Spirit of the Water” también fue un momento muy especial, una canción corta pero entrañable. “Another night” sacó el lado más rockero de los camellos y fue acompañado por las palmas del respetable en todo momento. Tras ello “Air Born” una de las mejores composiciones de los británicos, que tras su introducción arrancó la ovación de la gente, la misma que se desencadenó en la parte final del tema. Los acordes de “Lunar Sea” enfilaban al final del primer tiempo, donde ya Camel ganaba por goleada; el emblemático tema fue una exhibición completando este magnífico álbum que se disfrutó intensamente haciéndonos olvidar en todo momento las altas temperaturas que se vivían en la sala.

29775559077_d994109081_c 29775559487_00f27359f9_c 30841892678_5a11c302c1_c

Tras un largo descaso se reanudó la segunda parte, ya con un Andy más comunicativo, arrancando con “Unevensong” única pieza rescatada de su álbum “Rain Dances” un tema que fue calentando el ambiente para continuar con la maravillosa “Hym to her” que junto con la magistral “Ice” interpretada más adelante fueron los temas incluidos de su álbum “I can see your house from Here”. La interpretación de “Ice” fue magistral, es admirable como Andy Latimer a sus 69 años sigue disfrutando y nos sigue asombrando con esa forma tan peculiar de sentir y hacer sonar la guitarra, no existe en el mundo ningún guitarrista capaz de ofrecernos un estilo tan personal y perfilado. De su disco “Dust and dreams” curiosamente tocaron tres temas, “End of the line” que fue la que menos me gustó de todo el concierto, la rockera “Mother Road” donde disfrutamos de nuevo con las evoluciones de Latimer y la más que entretenida “Hopeless Anger”, aunque si me tengo que quedar con los tres grandes momentos de este set serían “Coming on Age” de su álbum “Harbour of tears” momento donde la compenetración de los músicos es reseñable apreciándose una banda trabajada, “Rajaz” una canción del álbum homónimo donde Andy Latimer da rienda suelta a sus emociones y que vivió intensamente interaccionando con el público y la definitiva “Long goodbyes” de su álbum más pop “Stationary Traveller”, cantado por Collins y Pete y culminado por el soberbio solo de Latimer que tuvo hasta que repetirlo una vez terminada la canción.

Las voces durante el concierto se repartieron entre Pete jones, Collin Bass y Andy Latimer realizando un magnífico trabajo, Denis Clement estuvo perfecto a la batería en una banda donde la guitarra de Latimer es capital… pero los teclados también. Aún recuerdo el concierto que dieron en Madrid en 2003, donde el teclista que llevaban restaba más que sumaba y desde entonces este puesto siempre ha sido una incógnita a la hora de acercarse al fallecido y recordado Peter Bardens. Tras aquel concierto los vi en directo un par de veces más (Madrid 2014, Be Prog 2015) con muchísimo mejor resultado, pero quedaba probar en directo a su actual teclista Peter Jones con el que colaboran desde hace un par de años. Ya las crónicas y los videos de youtube presagiaban algo muy positivo, pero probablemente Peter Jones fue una de las grandes sorpresas que deparó la noche para muchos asistentes. Hablamos de un músico invidente lo cual le da más mérito a la cosa; Peter estuvo genial a los teclados, maravilloso a la voz e incluso increíble al saxofón.

29775559267_cb0cdc3309_c 29775560147_522ecf5aac_c  30841892578_386741f3b0_c

Pero quedaba la parte final, el bis, un bis de una canción imprescindible que no podía faltar “Lady Fantasy”, la canción más longeva de las que se interpretaron y que se encargó de hacer feliz al millar de personas que abarrotaban la sala But. Cerca de dos horas y media de concierto no fueron suficientes para saciar el hambre de tantos incondicionales que tras haber presenciado posiblemente uno de los conciertos del año, gracias a un excelente sonido, se negaban a abandonar la sala por si caía algún regalo más, pero ahí se quedó y bastante es, teniendo en cuenta que Andy Latimer debe dosificarse y cuidarse para seguir dando noches tan grandes como fue esta. Suena que después de esta gira Camel podría estar preparando un álbum nuevo después de 15 años, ojalá sea así y los podamos disfrutar otra penúltima vez, porque yo ya estoy convencido de que los camellos son eternos.

Texto y fotos: Toni Marchante

Set list:
Set 1 (Moonmadness):
Intro Aristillus
1.Song Within a Song
2.Chord Change
3.Spirit of the Water
4.Another Night
5.Air Born
6.Lunar Sea

Set 2:
7.Unevensong
8.Hymn to Her
9.End of the Line
10.Coming of Age
11.Rajaz
12.Ice
13.Mother Road
14.Hopeless Anger
15. Long Goodbyes

16.Lady Fantasy